The Beach Boys

The Beach Boys: últimos videos de música

Carl And Dennis Wilson

Video Música

Tour Rehearsal

Video Música

Wouldn't It Be Nice

Video Música

Fun, Fun, Fun

Video Música

Pet Sounds

Video Música

Pet Sounds

Video Música

Barbara Ann

Video Música

California Girls

Video Música

The Beach Boys: sobre

Pocas veces un grupo estuvo tan cerca del cielo como The Beach Boys, para caer después en las más destructoras llamas del olvido. El talento de Brian Wilson dio lugar a algunos de los mejores momentos del pop de los 60, iniciándose en la producción de hits radiofónicos para después quedar deslumbrado ante el advenimiento de la era Beatles. Fue entonces cuando la banda californiana pudo rivalizar con los británicos, gracias a una obra de repercusiones históricas –Pet Sounds (1966)- que, sin embargo, no fue comprendida por el gran público estadounidense pese a sus excelentes críticas. El abuso de las drogas, los escándalos y los problemas legales, así como la pérdida de su status creativo, hicieron de los Beach Boys una caricatura de sí mismos a ojos de las nuevas generaciones. De aspirantes al Olimpo del pop en sus inicios, pasaron a ser vetustos representantes del sonido playero durante los 80. Pero el que tuvo, retuvo, y muchos artistas de la actualidad –de Daft Punk a High Llamas- citan a Beach Boys entre sus principales influencias. Como se suele decir en estos casos, conocerlos es amarlos. Los hermanos Wilson –Carl, Dennis y Brian- forman el grupo junto a su primo Mike Love y un amigo llamado Al Jardine en 1961. Las armonías vocales inspiradas en los 50 y los ritmos surf del momento configuran una propuesta que pronto obtiene repercusiones comerciales, con textos que evocan el sueño hedonista de la vida entre las olas. The Beach Boys se convierten en el modelo de banda surf, un cruce de tendencias rítmicas y vocales heredado de la pasada década, temáticas en la onda playera y hits como Surfin' U.S.A.. Su éxito es creciente, mientras Brian Wilson empieza a destacarse como artífice del sonido del grupo, denegando cada vez más las labores instrumentales en pro de su trabajo en el estudio, tanto a nivel de producción como de composición. Esta obsesión de Wilson por el sonido viene dada ante la admiración que siente por la obra de The Beatles, una meta que acabará por arruinar su propia vida, al perder su personal pulso contra el Sgt Pepper's lonely hearts club band (1967). El chico vio clara la dirección a seguir con Rubber Soul (1965) y sus premoniciones sobre el pop psicodélico, así que intentó ir un paso más allá con Pet Sounds (1966). En este disco queda constancia del talento de Wilson, una pieza clave en la historia del pop, que no fue recibida como tal en su momento. Un año después, los cuatro de Liverpool confirman su rango de padrinos de la psicodelia con la banda del Sargento Pimienta, para llevarse un pastel que bien podría haber correspondido a los chicos de la playa. Cuentan que Wilson tuvo un colapso nervioso al escuchar el disco de The Beatles, pero lo cierto es que su cuerpo y su mente estaban degenerándose por el abuso del LSD. Llega a engordar hasta lo irreconocible, mientras su ausencia en las responsabilidades del grupo va haciéndose cada vez más patente. Pese a todo, los Beach Boys intentan mantener su carrera, aunque sus discos les aproximan más al revival 50's que a la vanguardia pop que se les suponía con Pet Sounds. Algunos trabajos como Sunflower (1970) mantienen el nivel de calidad, pero la tónica general no ofrece ningún síntoma halagüeño. Brian está semi-recluído en su mansión y psicológicamente perturbado, mientras la devacle comprende también otro tipo de errores, como la eventual amistad de Dennis Wilson con el asesino -de culto, eso sí- Charles Manson; otro dato escabroso para la historia negra de la banda, como su propia muerte en 1983: se ahogó el día de los inocentes, un 28 de Diciembre. A finales de los 70, Brian Wilson inicia su regreso al mundo real, tras superar una primera crisis de adicción a las drogas mediante la intervención del doctor Eugene Landy. Este siniestro personaje extiende su sombra hasta 1983, momento más bajo de Wilson, y se caracteriza por un intento de controlar los beneficios de Brian, al tiempo que suple las drogas del productor por otras substancias como tranquilizantes o psicotrópicos. De todas maneras, el tratamiento-Landy no impide la edición del álbum Love You en 1977. Pensado inicialmente como un trabajo en solitario de Wilson, al final aparece bajo la autoría de The Beach Boys, para mostrar a un productor restablecido que incluso se atreve con los sintetizadores. Sin embargo, poco pueden ofrecer en los ochenta más allá de una pobre imagen y un hit –Kokomo, incluida en la BSO del film Cocktail (1988)-, que les devuelve a la actualidad sin los méritos debidos. Como en las buenas familias, también hubieron reyertas por los derechos de autor y miles de recopilatorios sin sentido que exprimían su etapa teen. En 1996, la muerte de Carl Wilson, enfermo de cáncer, impacta terriblemente entre los seguidores del grupo. Este suceso acaba por desmembrar a los fundadores restantes, que tiran cada cual por su lado: Brian Wilson hace gala de un reconocido prestigio entre las lumbreras de la escena actual, para iniciar una carrera en solitario con el beneplácito de la crítica. Por otro lado, Mike Love arrastra a los Beach Boys oficiales, mientras Al Jardine crea otro engendro llamado The Beach Boys Family, con el fin de explotar por su cuenta el patrimonio de los chicos de la playa.