El Columpio Asesino

El Columpio Asesino: sobre

En su cuarto disco, el grupo de Pamplona mantiene alguna de las pautas que han hecho de El Columpio Asesino una marca absolutamente reconocible: el sonido oscuro, la tensión, el gusto por el acabado sofisticado y diferente.En el caso de ‘Diamantes’ llevan al extremo sus posibilidades, y combinan los momentos más crudos con otros muy dulces y melódicos (a lo que ayuda la voz de Cristina, con más protagonismo que en anteriores trabajos). La dualidad en las voces responde a un modelo tipo Bonnie & Clyde más que a uno musical, que busca un resultado sexy, peligroso y violento.Las guitarras desaparecen en favor de las voces para resaltar su presencia; se llevan a la mínima expresión utilizando e-bows y pasándolas por sintes analógicos. Los punteos son minimalistas. Paradójicamente, los arreglos electrónicos son menos, pero más contundentes, muchas veces a modo de rifs.